De interésPortada

Ex presidente del Codia preocupado por reducción de gastos en obras: pide presidente Abinader elaborar plan urgente

El  ex presidente del Colegio Dominicano de Ingenieros, Arquitectos y Agrimensores (Codia) y experto en grandes construcciones, ingeniero Teodoro Tejada, expresó preocupación por la reducción del gasto público en la construcción de obras estatales.

En su artículo de opinión titulado “Impacto negativo de la reducción del gasto público en la construcción”, tejada entiende que el Presidente Luís Abinader Corona debe actuar de manera urgente y elaborar un programa de políticas públicas tendentes a “saldar los pagos atrasados de cubicaciones, para recobrar y mantener el crecimiento de la economía del país, con la inversión de más recursos económicos en beneficio del sector construcción”.

Impacto negativo de la reducción del gasto público en la construcción

La reducción del gasto público en la construcción de obras estatales, es muy preocupante, los datos indicados por la Dirección General de Presupuesto (Digepres), dan cuenta que, el nivel de gasto público se redujo un 25 % el pasado mes de enero, con relación a igual periodo de enero de 2020, donde la formación bruta de capital y las inversiones en materia de construcciones de obras públicas en ejecución se redujeron al mínimo; ya que el referido gasto fue de RD$49,921.1 millones de pesos al cierre del primer mes de este año 2021, una suma muy inferior a la destinada al gasto público en enero del año pasado, que ascendió a los RD$ 67,254.8 millones de pesos.

Lo peor es que, los pagos totales por concepto de cubicaciones de obras públicas en ejecución, fue tan bajo que constituye un hecho sin precedente en este sector, cuya sumatoria alcanzó la suma de RD$ 2,132,287,972.74 (Dos mil ciento treinta y dos millones, doscientos ochenta y siete mil, novecientos setenta y dos pesos con 74 centavos), según la publicación en los periódicos nacionales de la Dirección de Administración de Desembolsos. Resumen de Pagos a Proveedores y Contratistas del Estado del 01 al 31 de enero 2021, de fecha 15 de febrero del corriente año.

Esta drástica disminución, se debe a varios factores, a la crisis sanitaria y económica que vivimos por covid-19, que no se debe ignorar. Pero lo trascendente y principal causa de esta reducción es, la forma inadecuada del Director General de Contrataciones Públicas, el Abogado Carlos Pimentel, en la interpretación a su conveniencia de la ley 340-06 de Compras y Contrataciones Públicas, en el artículo 31, numeral 2, que plantea que se podrá modificar, disminuir o aumentar hasta un 25% del monto del contrato original de la obra; lo que ha imposibilitado a los funcionarios del sector construcción estatal cumplir con los compromisos asumidos por el gobierno, por conceptos de cubicaciones realizadas y no pagadas, en una negación abusiva al artículo 32, numeral 1.

Citamos: Art. 32.- Sin perjuicio de las facultades y obligaciones previstas en la legislación específica, en sus reglamentos, en los pliegos de condiciones o en la documentación contractual, el contratista tendrá: 1) El derecho a los ajustes correspondientes de las condiciones contractuales, cuando ocurrieren acontecimientos extraordinarios o imprevisibles, con relación a las condiciones existentes al momento de la presentación de propuestas, que devuelvan el equilibrio económico del contrato.

Es preciso destacar que, solamente las continuas alzas de la tasa de dólar, las constantes subidas de los precios de, los combustibles, los insumos y materiales de construcción, que sumados a variaciones de diseños en los diferentes proyectos que se construye el estado, lo que generan nuevas partidas, componentes estos, que no son provocados por contratistas, por consiguiente, es mandatorio aplicar el artículo 32 y su numeral 1 de la ley340-06.

El Presidente Luis Abinader que, también preside el Gabinete del Sector Construcción como lo establece el Decreto 520-20, debe actuar de manera urgente y a prisa, ordenando al Director Ejecutivo del citado gabinete, el Ing. Michel Youd EI-Hage, para elabore un plan de políticas públicas tendentes a los pagos atrasados de cubicaciones, para recobrar y mantener el crecimiento de la economía del país, con la inversión de más recursos económicos en beneficio del sector construcción. Es que no es sano constreñir los gastos públicos en perjuicio de las realizaciones de obras gubernamentales, que son vectores de múltiple forma de generar empleos.

La República Dominicana ha sido impactada drásticamente por los efectos de la pandemia del coronavirus, el Covid-19, este terrible virus ha provocado la más grande crisis a nivel mundial, en el caso de este país que vive básicamente del sector turismo, la crisis producida sanitaria y económica el daño es peor.

El Banco Central en su informe de flujo de turista del 11 diciembre 2020, señala que la llegada de turistas al país cayó un 64.7 % entre enero y noviembre de 2020, en comparación con igual período del año 2019. En otro informe del Banco Central del jueves 7 de enero, 2021 da cuenta de que la nación, sufrió una caída del turismo 44% en la llegada de turista en diciembre del pasado año, registrándose en enero pasado una reducción significante del arribo de turista al país de un 72.56% comparado con la llegada de extranjero del mismo mes del pasado año.

El Programa de las Naciones Unidas Para el Desarrollo (PNUD), en su informe titulado: COVID-19. La humanidad necesita liderazgo y solidaridad para vencer a COVID-19, señala: “La pandemia de coronavirus COVID-19 es la crisis de salud global que define nuestro tiempo y el mayor desafío que hemos enfrentado desde la Segunda Guerra Mundial. “Pero COVID-19 es mucho más que una crisis de salud. Al poner a prueba a cada uno de los países que toca, la enfermedad por COVID-19 tiene el potencial de crear crisis sociales, económicas y políticas devastadoras que dejarán profundas cicatrices”.

Hay que evitar los estallidos sociales ya que, si se paraliza la Industria de la Construcción, se paraliza el país.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba